16.4.17

SI NO DESPIERTO DE LAUREN OLIVER


B de Blok trae la reedición de Si No Despierto con motivo de su próxima adaptación a la pantalla grande, con contenido extra: dos historias nuevas y varios textos de la autora sobre el libro al final de la novela. Al margen de eso, Si No Despierto es mi segunda toma de contacto con Lauren Oliver: ya había leído su famosísima trilogía Delirium, pero la verdad es que no me gustó nada de nada y eso hizo que la idea de leer alguna novela suya me tirara bastante para atrás (exceptuando quizás Rooms que lo tengo esperando en la estantería, aunque tampoco tiene muy buenas críticas). Pero Si No Despierto, aunque no me ha parecido el best seller del siglo, si que me ha gustado.

Sam Kingston es popular. Tiene un grupo de amigas, un novio guapísimo y le va genial en la vida. Pero un día, volviendo de una fiesta que no ha ido como esperaba, muere en un accidente de tráfico. A partir de entonces revivirá hasta siete veces el que fue el último día de su vida, pudiendo cambiar cosas aquí y allá para hacer que las cosas no salgan como lo hicieron en un principio.

En Si No Despierto se afrontan varias cuestiones. Por supuesto, el acoso escolar no podía faltar, pero la protagonista, al morir y empezar a revivir el último día de su vida continuamente empieza a cuestionarse sus elecciones. ¿Por qué me río de Juliet Skyes? ¿Por qué salgo con Rob Cokran? ¿Por qué coqueteo con ese profesor tan mono que parece corresponderme? ¿está bien? ¿no debería resultarme repulsivo? Al morir y poder revisitar tantas veces los mismos escenarios y comprobar que el más mínimo cambio puede alterar toda una serie de acontecimientos, Sam empieza a ser consciente del poder que tienen sus acciones. Comienza a darse cuenta de que lo que le gusta en realidad no es que le guste, es que se da por hecho que así tiene que ser, y a veces una mentira contada muchas veces puede parecer cierta, y de tanto contarla hasta uno mismo se lo llega a creer. Y es un poco lo que le ha pasado a Sam.

Tenía un poco de miedo porque al ser un libro de estas características, tenía todas las papeletas para ser tremendamente repetitivo, aún más con el añadido de que la protagonista revive siete veces el último día de su vida. Pero no lo ha sido tanto. El primer día se explica con pelos y señales, pero en los demás simplemente se nos habla de los cambios que realiza la protagonista en cada momento. Si algo se queda igual, o no se menciona o se hace de pasada.

Lo que no me ha acabado de convencer es como terminan las cosas entre Sam y su grupo de amigas, especialmente Lindsay. Sam descubre una cosa terrible que hizo Lindsay y que afecta a la vida de una tercera persona por completo. Y Sam al principio se cabrea, pero acaba perdonándola como si tal cosa, cuando no hace más que recordarnos que Lindsay manipula y utiliza a la gente y que nunca puedes estar segura de si de verdad se interesa por ti o eres un pasatiempo. Una especie de "mira que cabrona es mi amiga pero todos tenemos defectos así que no pasa nada ¡cómo la quiero!"


De aspectos negativos también diría el instalove. Si, Sam se da cuenta de que Rob es un cretino bastante asquerosillo, pero de ahí a darse cuenta de que Kent, su amigo de la infancia, es la persona de la que lleva toda su vida enamorada hay un mundo. También lo hay entre apreciar y darte cuenta de que alguien ha estado a tu lado durante años sin tu darle reconocimiento a de pronto querer ser la madre de sus hijos. En fin. Lo de siempre.

En conjunto Si No Despierto me ha gustado mucho, con sus más y sus menos, pero ahí esta. Me sorprende que para ser la primera novela de Lauren Oliver, sea la mejor valorada por sus lectores y honestamente, después de leer Delirium ya ni sabía que me iba a encontrar. Pero fijate, me ha gustado. ¿Estaré siendo demasiado indulgente? Bah, que más da.

No hay comentarios

Publicar un comentario

Design by Winter Studio © 2015.